Reserve ahora
Mejor Tarifa Disponible

Enoturismo

Gracias al vino, el Alentejo está siendo cada vez más conocido, especialmente por sus vinos tintos. Sus sabores son ricos, intensos y aromáticos, ya sean de producción tradicional o moderna. Las uvas de variedad portuguesa dominan el Alentejo aunque las recién llegadas, como la Syrah y la Cabernet Sauvignon, están empezando a abrirse camino, normalmente en mezclas.

Podemos darte indicaciones o buscar un coche y un conductor que te lleve si lo prefieres. Estas son nuestras cuatro favoritas.

Comenda Grande

Un negocio familiar cerca de la localidad de Arraiolos, Comenda Grande produce vinos tintos y blancos muy apetecibles para todos los paladares y a precios más que razonables. (20 km)

Quinta do Quetzal

Construida en las ruinas de una villa romana, que se cree que es la bodega más antigua de la Península Ibérica, esta propiedad produce vinos que gozan de una buena puntuación en la página Wine Enthusiast. (80 km)

Herdade do Esporão

Es la bodega privada más grande de Portugal. El origen de esta propiedad se remonta a hace unos 700 años. Un lugar que cuenta con experiencia en el cultivo de más de 40 variedades y es una visita que merece mucho la pena si estás cerca de Monsaraz. Si tienes una media hora libre, puedes pedirles que te dejen entrar al museo. El restaurante también merece una visita. (45 km)

Adega da Cartuxa

Ubicada en un refectorio jesuita del siglo XVI, se puede llegar a pie desde el hotel. La Cartuja es la principal actividad sin ánimo de lucro con sede en Évora. Los vinos, tanto tintos como blancos, son de gran calidad. Incluso producen el vino más caro de toda la región, el Pera Manca. (2 km)